Loading...
Estás navegando aquí:  Inicio  >  Cultura  >  Artículo que estás leyendo

Así fabricó Cuatro el reportaje sobre el Karkubi

Por   /  junio 7, 2019  /  No hay comentarios

Hacer un reportaje requiere de todo un equipo periodístico para realizar semejante trabajo. Se trata de uno de los géneros más completos de todo el periodismo. Hace días fue publicada en el Canal Cuatro un reportaje sobre el Karkubi, donde hablaban sobre el nuevo Pablo Escobar marroquí.

Esto generó muchos comentarios y reacciones del público, puesto que se trata de un tema bastante delicado, más aún teniendo en cuenta de la cercanía que tiene con España. El programa “En el punto de mira” fue la que emitió el proyecto el 01 de mayo.

Argumento

Todo se basaba en una entrevista con audio y vídeo muy distorsionado que en ocasiones se dificultaba entender lo que decía. El personaje decía ser un capo de Marruecos que traficaba por todo su país una especie de psicofármacos y ganaba más de dos millones de euros al año.

Boro Barber fue el periodista encargado de realizar el viaje junto a su equipo de producción para poder entrevistar al protagonista. Según el mismo medio de comunicación el reportaje llevaba desde principios de enero trabajándose, todo a raíz del desmantelamiento que hizo la Guardia Civil de una organización que traficaba droga para venderla a la vecina nación.

Inicio de los problemas

Todo marchaba muy bien, donde los números reflejaban una audiencia más que aceptable en el día del estreno. Sin embargo, la Fiscalía marroquí emitió una orden a la Dirección General de Seguridad Nacional para verificar toda la información que se dio en el programa.

Dos días después se conoció que dos personas fueron arrestadas en Ceuta y Tánger respectivamente.  Lo más interesante es que los acusaron de “fabricación de hechos falsos a instancias de un periodista español”. Todo parece indicar que estaba arreglado.

Descubrimiento

Después de hacer las investigaciones pertinentes se llegó a la conclusión que el mencionado capo en realidad era un aparcacoches de Moujahidin, un barrio que se encuentra al lado de un cementerio musulmán.

Los vecinos ayudaron con su detención y señalaron a las autoridades que sufre de una leve discapacidad intelectual. Uno de los productores del reportaje señaló que ningún periodista está exento de ser vendido, especialmente en las condiciones en las que trabajaron.

Colaboraciones negadas

Ya desde el inicio se presagiaba un trabajo complicado, ya que no consiguieron a ninguna  persona para trabajar en la zona y que tuviese información de primera mano sobre estos estupefacientes que se vendían en el lugar.

Hubo dos periodistas que fueron contactados para hacer una colaboración durante todo el reportaje. Sin embargo se negaron cuando se percataron que todo el guión ya estaba preparado, no tenían investigaciones ni fuentes a entrevistar.

Desafortunadamente tuvo que pasar todo esto para que se diera a la luz pública. Queda todavía por descubrir si de verdad todo el caso fue comprado o las informaciones que emitieron en el reportaje era verídico. Las investigaciones lo dirán.

Comparte si te ha gustadoShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn
  • Por:
  • Última modificación: junio 7, 2019 @ 2:50 pm
  • En la categoría: Cultura

Sobre el autor

Redacción de Revista La Tribuna. Compartimos información de actualidad centrada en España.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *