Loading...
Estás navegando aquí:  Inicio  >  Tecnología  >  Artículo que estás leyendo

Cuidado con el uso de la tecnología en tu lugar de trabajo, el abusar de esta puede acarrear problemas, siendo causa de despido

Por   /  noviembre 10, 2017  /  No hay comentarios

Los empleados de empresas y grandes corporaciones tienen a la mano herramientas que facilitan su trabajo habituales diario, internet, correo electrónico y otros, son piezas importantes dentro del engranaje de trabajo, pero cuán difícil se hace determinar si se está dando un uso adecuado de tales medios, lo cierto es que de comprobarse eso, pudiera ser una causa de despido.

Sin embargo, hay un hilo muy fino entre lograr las pruebas irrefutables de que existe un abuso  en el uso las herramientas tecnológicas por parte del empleado y transgredir sus derechos a la privacidad de sus comunicaciones, de ser comprobado el empleado puede ser separado de su puesto de trabajo y es que hay que tener mucho cuidado con el uso de la tecnología en tu trabajo, ya que si abusas, puede acarrearte problemas y puede ser causa de despido

La ausencia de una norma específica hace que los conflictos jefe- empleado que apunten a un despido por estos motivos se deban dirimir ante un juez, a quien en todo caso le corresponderá interpretar la situación y determinar si la solicitud de despido es o no justificada y por consiguiente, determinar si procede.

Urge en cualquier caso regular el uso de las herramientas tecnológicas a fin de dar las pautas necesarias a los usuarios, en este caso a los empleados, para que comprendan cuáles son sus limitaciones y conozcan las consecuencias en caso de que rebase tales límites.

si te pillan utilizando el ordenador para otras cosas, te pueden despedir

De hecho, si la contratación colectiva de la empresa ya de antemano especifica las sanciones que conlleva el uso inadecuado de los recursos informáticos para fines personales, por ejemplo, el empleado podrá ser sancionado inclusive sin previo aviso y esto no implicaría en ningún caso una violación a su derecho a la privacidad, de acuerdo a lo que reza en la sentencia del Tribunal Constitucional del 2013.

Sectores como el de la Industria química, respaldados por dicha sentencia ya han incluido en sus contratos colectivos artículos que establecen las sanciones; sin embargo, no hay criterios unificados al respecto y hay tribunales que han revocado sentencias ya dictaminadas alegando que se debe anticipar al empleado que será objeto de vigilancia.

Al respecto de todo esto, Jorge Lledías de Deloitte, recuerda la importancia de que las empresas se preparen de antemano y establezcan las estrategias a seguir previamente para no improvisar y por consiguiente, viciar cualquier proceso de investigación en contra de algún empleado.

Ciertamente que hoy en día las empresas españolas se valen de las tecnologías para avanzar en sus investigaciones unilaterales, que van en paralelo con los procesos judiciales del mismo caso. En todo caso, las intervenciones deben realizarse con precaución para que en ningún caso se revierta en un castigo para la empresa.

Comparte si te ha gustadoShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Sobre el autor

Redacción de Revista La Tribuna. Compartimos información de actualidad centrada en España.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *